Búsqueda

10 may 2020

Sistema Esquelético


También llamado sistema óseo, es una complicada y perfecta estructura que está formada básicamente por 206 huesos, que junto al sistema articular y el sistema muscular forman el aparato locomotor humano. Por otra parte, los huesos y otras estructuras rígidas están conectadas por ligamentos y unidas al sistema muscular a través de tendones. Asimismo, este sistema funciona como una estructura rígida que da forma al organismo, mantiene la morfología corporal y hace posible la posición bípeda. En este sentido, la página Visible Body dice que el esqueleto es el marco que brinda estructura al resto del cuerpo y facilita los movimientos.

Huesos

Un hueso es el resultado del trabajo conjunto de diferentes tejidos: hueso (o tejido óseo), cartílago, tejido conectivo denso, epitelio, tejido adiposo y tejido nervioso. Por tal motivo, se considera que cada hueso es un órgano. El tejido óseo es  un tejido vivo complejo y dinámico que experimenta un proceso continuo llamado remodelación (formación de tejido óseo nuevo y destrucción simultánea del hueso precedente). Todo el armazón de huesos con sus cartílagos, así como con los ligamentos y los tendones, constituye el sistema esquelético. Además. Constituye aproximadamente el 18% del peso corporal y desempeña 6 funciones básicas que son:
  • Brindar sostén a los tejidos blandos y puntos de inserción a los músculos esqueléticos.
  • Proteger los órganos internos.
  • Participar en el movimiento de los músculos esqueléticos.
  • Almacenar y liberar minerales.
  • Contiene la médula ósea roja, que produce células sanguíneas (hemopoyesis).
  • Contiene la médula ósea amarilla, que almacena triglicéridos.

Estructura

La estructura macroscópica puede analizarse considerando las distintas regiones de huesos largos; en este sentido, un hueso largo tiene mayor diámetro que longitud, y consta de las siguientes regiones:

1) La Diáfisis: Es el cuerpo del hueso, es decir, la porción cilíndrica larga y principal del hueso.
2) Las Epífisis: Son los extremos proximal y distal del hueso.

3) Las Metáfisis: Son las regiones de hueso maduro, en las que la diáfisis se une a la epífisis. En el hueso en crecimiento, cada metáfisis contiene la placa epifisaria (placa de crecimiento), capa de cartílago hialino que permite a la diáfisis crecer en longitud. Cuando un hueso deja de crecer longitudinalmente, entre los 18 y 21 años, el cartílago de la placa epifisaria se remplaza por hueso; la estructura ósea remanente se conoce como línea epifisaria.

4) El Cartílago Articular: Es una capa delgada de cartílago hialino que cubre la región de la epífisis, donde un hueso se articula con otro. Asimismo, este reduce la fricción y absorbe los impactos en las articulaciones móviles. Puesto que, carece de pericondrio y que no está irrigado, cuando se lesiona, su reparación es limitada.
5) El Periostio: Es la vaina de tejido conectivo denso que, junto con los vasos sanguíneos acompañantes, recubre la superficie ósea allí donde no está presente el cartílago articular. Consta de una capa fibrosa externa de tejido conectivo denso e irregular y de una capa osteogénica interna compuesta por diversas células, algunas de estas permiten al hueso crecer transversal pero no longitudinalmente.

También, protege el hueso, participa en la consolidación de las fracturas, en la nutrición ósea y sirve como punto de inserción de ligamentos y tendones. Se encuentra unido al hueso subyacente mediante las fibras perforantes (fibras de Sharpey), gruesos haces de fibras colágenas que se extienden desde el periostio hasta la matriz extracelular del hueso (denominada matriz osteoide).

6) La Cavidad Medular: Es un espacio cilíndrico vacío dentro de la diáfisis que, en los adultos, contiene médula ósea amarilla adiposa y numerosos vasos sanguíneos. Al reducir el porcentaje de hueso denso donde menos se lo necesita, esta cavidad minimiza el peso del hueso. El diseño tubular de los huesos largos brinda la máxima resistencia con el menor peso.

7) El Endostio: Es una fina membrana que reviste la cavidad medular. Contiene una sola capa de células formadoras de hueso y escaso tejido conectivo.

Histología 

 Células Osteogénicas
Son células madres no especializadas que derivan del mesénquima. Son las únicas que experimentan división celular; las células hijas se transforman en osteoblastos. Se encuentran a lo largo del endostio, en la porción interna del periostio y en los conductos intraóseos que contienen vasos sanguíneos.


 Osteoblastos
Son los formadores de hueso que sintetizan y secretan fibras colágenas y otros componentes orgánicos necesarios para construir la matriz osteoide. Además, inician la calcificación. No obstante, a medida que estos se rodean a sí mismo de matriz osteoide, van quedando atrapados en sus secreciones y se convierten en osteocitos. 

 Osteocitos
Células maduras principales del hueso que mantienen su metabolismo regular a través del intercambio de nutrientes y productos metabólicos con la sangre.


 Osteoclastos
Son células gigantes derivadas de la fusión de por lo menos 50 monocitos (una clase de glóbulo blanco) y se agrupan en el endostio. Poseen un borde indentado que libera poderosas enzimas lisosómicas y ácidos que digieren los compuestos minerales y proteicos de la matriz osteoide subyacente. Asimismo, esta descomposición es denominada resorción, que es parte de la formación, mantenimiento y reparación normal del hueso. 


Irrigación e Inervación

El hueso está profusamente irrigado, los vasos sanguíneos, abundantes sobre todo en las regiones del esqueleto que contienen médula ósea roja, llegan a los huesos desde el periostio. Por lo que, las arterias periósticas, pequeñas arterias acompañadas de nervios, ingresan a la diáfisis a través de múltiples canales perforantes (canales de Volkmann) e irrigan el periostio y la parte externa del hueso compacto. Asimismo, cerca del centro de la diáfisis, una gran arteria nutricia atraviesa un orificio de hueso compacto denominado agujero nutricio, al entrar a la cavidad medular, la arteria nutricia se divide en las ramas proximal y distal, que se dirigen hacia cada extremo del hueso. Estas ramas irrigan tanto la parte interna del tejido óseo compacto de la diáfisis como el tejido óseo esponjoso y la médula ósea roja hasta los discos (o líneas) epifisarios.

Por otro parte, algunos huesos, como la tibia, tienen sólo una arteria nutricia; otros, como el fémur, tienen varias. Los extremos de los huesos largos están irrigados por las arterias metafisaria y epifisaria, las que se originan en las arterias que irrigan la articulación adyacente. Las arterias metafisarias ingresan en la metáfisis de un hueso largo y, junto con la arteria nutricia, irrigan la médula ósea roja y el tejido óseo de la metáfisis.

Mientras que, las arterias epifisarias ingresan en las epífisis de un hueso largo e irrigan la médula ósea roja y el tejido óseo de dichas epífisis. Las venas que transportan sangre desde los huesos largos son visibles en tres regiones: 1) Una o dos venas nutricias acompañan a la arteria nutricia y abandonan el hueso a nivel de la diáfisis; 2) numerosas venas epifisarias y venas metafisarias acompañan sus respectivas arterias y abandonan el hueso a nivel de las epífisis y 3) numerosas venas periósticas pequeñas acompañan a sus respectivas arterias y abandonan el hueso a través del periostio.

Por otro lado, los vasos sanguíneos que irrigan los huesos se acompañan también de nervios; el periostio está inervado por abundantes nervios sensitivos, algunos de los cuales transmiten sensación de dolor. Estos nervios son especialmente sensibles al estiramiento o la tensión, lo que explica el intenso dolor originado por una fractura o por un tumor óseo. Por la misma razón, la punción-biopsia de la médula ósea puede causar dolor. En este procedimiento, se introduce una aguja en la profundidad del hueso para extraer una muestra de médula ósea con el propósito de examinarla, cuando se sospecha de la existencia de leucemias, metástasis, linfomas, enfermedad de Hodgkin o aplasia medular; cuando la aguja entra en el periostio, se siente dolor; una vez atravesado, el dolor disminuye.

Densitometría Ósea

Es una técnica para determinar la densidad mineral ósea.

Valores

 Característica 

 0 a -0,09

Normal 

 -1 a -2,5

 Osteopenia (masa ósea baja) 

 ≤ -2,5

Osteoporosis 

 ≤ -2,50+

Osteoporosis con fractura  

Share:

0 comentarios:

Publicar un comentario

Autor

Prof. Arnaldo Rodríguez

Educación mención Biología

Etiquetas

Biología ¿Qué es? Anatomía partes estructuras Tipos Funciones contaminación Psicología educación para la salud Salud Teorías sistema nervioso aportes estructuras receptoras sistema sensorial Ecología sistemas Biografías Características células investigación aire Histología Vídeos aparato reproductor sistema reproductor Consecuencias Medidas Preventivas sistema digestivo snc Fisiología Importancia aspectos artículos Clasificación Microorganismos agua componentes inervación núcleos suelo Curiosidades agente contaminante célula ecosistema parte interna procesos etapas factores objetivos aparato reproductor femenino aparato reproductor masculino capa de ozono conductismo conductista desventajas enfoque ventajas Causas Vegetal aprendizaje capas cognoscitivismo cognoscitivista diencéfalo encéfalo nervios piel sistema muscular smog tejido muscular tejidos fibra hormonas humanismo humanista lengua métodos anticonceptivos oído parte externa transporte celular General afectaciones aparato excretor aplicaciones conductos fases fotosíntesis gusto hueso irrigación lago de maracaibo nariz olfato propiedades regulación hormonal riñón sistema óseo suelos degradados Enfermedades aparato digestivo biótico-abiótico bomba sodio y potasio clorofluorocarbonos cloroplastos constructivismo constructivista degradación de suelos disfunción sexual disminución de la capa de ozono energía historia implicaciones influencia del smog leyes membrana metodología nefrona neurotransmisores origen principios proteínas psicodinámico psicosocial quimiorreceptor regulación relación roles sistema endocrino sistema esquelético tacto tallo cerebral tejido óseo teoría de la personalidad tgi tronco cerebral tronco encéfalico tubo gastrointestinal tubo digestivo Abraham Maslow Albert Bandura Burrhus Skinner Carl Rogers Charlotte Buhler David Ausubel Edward Thorndike Erik Erikson Evolución Iván Pavlov Jean Piaget Jerome Bruner John Watson Lawrence Kohlberg Lev Vygotsky Sigmund Freud afectación de la energía agua dulce agua superficial aguas urbanas barrera mecánica barrera natural del lago de maracaibo barrera química bioenergética boca botones gustativos bulbo raquídeo bulbos gustativos cadena de huesecillos cadena transportadora de electrones cadenas alimentarias calidad del aire celular cerebelo cerebro cerebro medio ciclo de calvin ciclo de contracción ciclo de la materia ciclo de vida ciclo del agua ciclo del azufre ciclo del carbono ciclo del fósforo ciclo del nitrógeno ciclo del oxígeno ciclos biogeoquímicos citoplasma clima coacervados coitus interruptus comienzo de la vida comparaciones condicionamiento clásico condicionamiento operante conexiones contaminantes contracción coordinación cordón espermático corpúsculos criptas gástricas criterios cuerpos de agua célula animal célula vegetal células gliales células neuronales defecación depósito desarrollo cognitivo desarrollo moral desarrollo psicodinámico descomposición desechos metabólicos destrucción de la capa de ozono diferencias difusión disminución de la fertilidad disminución de la fertilidad del sustrato disponibilidad de agua dominios ecosistemas acuáticos ecosistemas artificiales ecosistemas aéreos ecosistemas naturales ecosistemas terrestres endocitosis epidídimo epitálamo equilibrio escroto esterilización estructuras gustativas estrés estómago esófago eucariota evitar deterioro exocitosis faringe fertilidad de la tierra fertilidad del sustrato finalidad fitohormonas flujo de energía fonorreceptor formación de orina fotofosforilación fotoperiodo fotosistemas fuentes de contaminación ganglios glándula intestinal glándulas de cowper glándulas gástricas glía hipotálamo hipótesis homeostasis hongos hormonas vegetales hígado importancia de la biología impulso nervioso interacción intestino delgado intestino grueso jerarquía lago malaria mecanorreceptor medio ambiente medios mesencéfalo microvellosidades mioneural mitocondria movimientos mundo médula espinal método de billings método de temperatura basal método del ritmo métodos métodos biológicos métodos de barrera métodos definitivos métodos naturales métodos temporales nastia neuroglia neuroglia del snc neuroglia del spn neuromuscular neuronas niveles tróficos núcleo organelas organelos organulos orina concentrada orina diluida ovarios oviductos oído externo oído medio paludismo papilas gustativas parafilias pared pene peritoneo pirámides ecológicas planta que absorbe smog plantas plexos población postulados potenciales problemas de degradación procariota proceso cognitivo producción productividad productos metabólicos propósito protuberancia anular próstata puente de Varolio páncreas quimiostasis receptores sensoriales reducción de la capa de ozono relajación remodelación residuos de minería resorción ribete en cepillo salinidad del suelo salud del suelo semejanzas seres vivos señalización neuronal sinapsis sistema excretor sistema respiratorio sistema urinario smog en las plantas smog fotoquímico smog sulfuroso sna sne snp sns soluciones soprepastoreo ayuda en los suelos salinos subtálamo suelos en campos suelos salinos teoría celular teoría del desarrollo humano teoría endosimbiótica teoría watsoniana terminaciones nerviosas termoperiodo testículos tmc tme tml tramas tróficas transcitosis transducciones gustativas transducción transmisión transporte activo transporte de volumen transporte pasivo transporte primario transporte secundario trastornos trompa de eustaquio trompas de Falopio trompas uterinas tronco del encéfalo tálamo túnicas unión unm uretra vagina vellosidades vesícula biliar vesículas seminales vias gustativas vía olfatoria vías biliares órganos sensoriales ósmosis